El equipo de Baraja continúa impresionando a todos con su actuación en la Liga, y esta vez, fue el Athletic quien se vio superado en un emocionante partido en Mestalla. Hugo Duro, con su noveno gol en la temporada, y una actuación destacada de Mamardashvili en la portería, fueron los protagonistas de la noche.

El Athletic llegaba a Valencia con una racha de 14 partidos sin perder, mostrando un juego claro y seguro, liderado por Prados, Herrera y Sancet. Sin embargo, el Valencia se vio desafiado por la lesión de Canós y la necesidad de reorganizar su estrategia. Baraja optó por una formación con dos delanteros, Yaremchuk y Duro, pero Unai Simón no se mostraba vulnerable.

A pesar del dominio inicial del Athletic, no lograron transformar su control en oportunidades claras de gol, a excepción de un intento de Nico. Fue el Valencia quien aprovechó una recuperación de Fran Pérez para acercarse al área vasca. Una secuencia de tres córners consecutivos mantuvo la presión sobre el Athletic, pero el gol olímpico de Pepelu y el intento de Yaremchuk fueron detenidos por Unai.

El Valencia regresó al campo en la segunda mitad con renovada energía, especialmente por la izquierda, donde Diego López y Gayà entregaron dos balones precisos a Hugo Duro. Finalmente, Duro conectó un cabezazo perfecto que rompió el empate.

Valverde intentó revivir a su equipo con cambios en el ataque, pero los jugadores del Valencia se mantuvieron firmes, y Mamardashvili realizó una parada espectacular para mantener su portería invicta.

Con esta victoria, el Valencia suma su cuarta victoria consecutiva y mantiene su ambición en la Liga, a pesar de que Baraja evita hablar de Europa en su discurso. Los jugadores celebraron el triunfo con la afición y ahora tienen 32 puntos en la tabla de la Liga, lo que los posiciona como un equipo fuerte en la contienda.